Síguenos:

Una materia a considerar

A más de un año de pandemia son conocidos algunos estragos psicológicos que los seres humanos hemos vivido o estamos susceptibles a padecer: depresión moderada o grave, ansiedad, trastornos del sueño, trastornos en la alimentación, incremento de la violencia. La exposición prolongada a una situación estresante, incierta y excepcional puede generar agotamiento emocional.

La fragilidad de la salud mental es un tema que desde tiempo atrás me genera curiosidad, la neurociencia y la capacidad de nuestra mente para construir y destruir. “La peor parte de tener una enfermedad mental es que la gente espera que te comportes como si no la tuvieras”, escribe en su cuaderno de vida “Joker” en el sombrío entorno de su hogar en una de las escenas clave de la película que lleva el mismo nombre y es interpretada por Joaquin Phoenix. Una película que expone una realidad incómoda y dolorosa del ser humano y de la sociedad. Una historia de la cual difícilmente podemos escapar indiferentes. Una trama nutrida de analogías, escenas memorables, música icónica y actos gestados desde la torpeza humana.

En México, el 25% de las personas entre 18 y 65 años presenta algún problema de salud mental. Solo el 3% busca atención médica, expuso en 2018 Marcelo Valencia, investigador de Ciencias Médicas del Instituto Nacional de Psiquiatría Ramón de la Fuente (INPRF) al presentar su libro “Remisión y recuperación funcional en depresión, trastorno bipolar y esquizofrenia”.

En un alto porcentaje los trastornos mentales se ocultan por miedo al rechazo social y porque no es fácil asumirlos en uno mismo o un familiar. Aún más complejo es detectarlo. En la escuela nos enseñan a preservar la salud bucal, a promover condiciones salubres en nuestro entorno, a cuidar de nuestra alimentación, a cuidar el medio ambiente.

Quienes presentamos una condición de deficiencia visual sabemos que necesitamos aumentar nuestra graduación cuando dejamos de ver con claridad. Hoy el tema de la higiene es esencial para preservar la vida y nuestro instinto de supervivencia nos mantiene con gel, alcohol o similar a la mano. ¿Cómo sabemos cuándo nuestra mente necesita atención especializada para devolverle su salud? ¿Cómo promovemos la higiene en nuestra mente? ¿Cómo observar la calidad de nuestros pensamientos?

Hay quienes tenemos la fortuna de estar rodeados por alguna amistad o formación por psicólogos o psiquiatras de quienes aprender y con quien compartir. ¿Qué pasa con el ser humano que su oficio, profesión o condición de vida no le brinda acceso a información de esta naturaleza? ¿Por qué no existe en la educación básica la materia “Salud Mental” y con ello acercar la información a todas las personas y familiarizarnos con el tema?

Date un momento para reflexionar, ¿en tu entorno familiar se aborda el tema de la salud mental ? ¿Alguna vez haz detectado en ti algún comportamiento que consideres digno de ser tratado en terapia? ¿Nunca te ha pasado esa idea por la mente? ¿O eres de las personas que, como yo, llevamos ya algún par de períodos de terapia?

“Lo Extraordinario de lo Cotidiano”, un espacio donde cada día es un motivo. Valoro tu tiempo.

Foto: @reyn_zo

glades13@hotmail.com

Hace 15 años el diagnóstico médico era una inminente cirugía por una hernia de disco lumbar. Lo tome con respeto, Decidí seguir mi intuición y confiar en mi buena estrella. Con crisis de dolor esporádicas, pase un par de meses en rehabilitación. Tarde un año en recuperar la confianza en mi cuerpo. Buscando opciones para evitar la cirugía a toda costa, encontré el Pilates. Me enamoré de la disciplina y de los resultados en mi cuerpo y en mi mente. Algunos años después el Yoga me encontró a mí. Justo en el momento que lo necesitaba. Me describo como una amante del cuerpo por vocación. Llevar de la mano a otro ser humanos por el camino del encuentro con su cuerpo, su movilidad, su fortaleza, su flexibilidad. Que reconozca el cuerpo que habita y sus infinitas posibilidades. Imparto talleres, clases privadas y de grupo, enfocada a quienes inician su camino del cuerpo consciente. Ofrezco Pausas Activas a empresas con programas personalizados. Siempre dispuesta a aprender y compartir. Soy mexicana, cachanilla de nacimiento, comunicóloga de profesión. Crecí análoga, me convertí digital. Me gusta escuchar y tejer historias. Escribir sobre lo “Extraordinario de lo Cotidiano”, nombre de mí blog. Enamorada del desarrollo humano y de la evolución a través del autoconocimiento, la reflexión, el estudio y la introspección. Amante de la fotografía, de captar instantes de vida. Mi debilidad: el chocolate amargo, el café cargado, la cerveza obscura, la guayaba y la sonrisa de Luis. Mi proyecto @vivetubienestar es un espacio creado para promover tu bienestar de forma integral. Estudiante de meditación y activa participante del Centro Budista de la Ciudad de México. Consultora de Aromaterapia Just. El jazmín y la bergamota, mis aceites preferidos ¡El bienestar es parte de ti, vívelo!

Registro

Tienes una cuenta?